Presidente Duque y altos mandos militares sabían de los menores y autorizaron bombardeo

Presidente Duque y altos mandos militares sabían de los menores y autorizaron bombardeo

Una investigación realizada por Cuestión Pública y Dejusticia, reveló que el bombardeo efectuado en San Vicente del Caguán, Caquetá, por el Ejército Nacional el pasado 29 de agosto, el cual acabó con la vida de al menos 8 menores de edad, fue ejecutado, pese a que, los altos mandos militares, el entonces Ministro de Defensa, Guillermo Botero, y el presidente Iván Duque, tenían el pleno conocimiento de que en el lugar había presencia de menores.

El informe de inteligencia No. 937 del 24 de agosto de 2019, emitido cinco días antes de la denominada Operación Atai, reveló que el Ejército tenía conocimiento de que el esquema de seguridad de alias “Gildardo Cucho” objetivo principal del operativo estaba conformado por menores de edad, los cuales habían sido reclutados de manera forzada. (Le puede interesar: En operación militar asesinan a Joel Villamizar líder indigena Uwa)

Extracto del informe de inteligencia No. 937 del 24 de agosto de 2019

Pese a ello, el presidente Iván Duque autorizó previamente el bombardeo y una vez efectuado, calificó el operativo como una «labor estratégica, meticulosa, impecable».

Las consecuencias de dicho operativo son una responsabilidad que el entonces Ministro de Defensa, Guillermo Botero, también se negó a reconocer antes de dejar su cargo; señalando que su Ministerio no había recibido ningún requerimiento por parte de la Fiscalía General de la Nación frente al caso. (Lea también: «Botero debe asumir responsabilidad política y penal por bombardeo a niños»)

Tampoco lo hicieron altos mandos como el comandante de las Fuerzas Militares, Luis Fernando Navarro y el comandante del Ejército Nacional, Nicacio Martínez; quienes aseguraron que «no se tenía conocimiento de la presencia de menores de edad que hicieran parte del esquema de seguridad de Gildardo Cucho» y que «de haberse sabido, la decisión hubiese sido otra».

Rueda de Prensa Ministerio de Defensa y Comando de las FF.MM. (12:15 – 12:25)

El bombardeo a menores habría sido una operación precipitada

Diana Salinas, investigadora de Cuestión Pública, señaló que por esos días, Iván Márquez había anunciado su regreso a las hostilidades dentro de las disidencias de FARC y el Gobierno, según Salinas, necesitaba «un golpe de opinión muy fuerte» para contrarrestar dicho  anuncio.

Adicionalmente, recordó que en ese momento también se habían hecho públicas las denuncias del New York Times, sobre una política dentro del Ejército colombiano similar a la implementada durante la época de los llamados falsos positivos. Entre algunas de las directrices militares, se pedía doblar los resultados de ataques, capturas, rendiciones y muertes en combate; y disminuir los márgenes de certeza sobre el objetivo antes de ejecutar los operativos. Lea también: Hay políticas que propician la criminalidad en las Fuerzas Militares: CCEEU

La investigadora sugirió que podía existir una relación directa entre estos dos hechos y la decisión de desplegar la Operación Atai, que produjo la muerte de los menores en el bombardeo.

Síguenos en Facebook:

Reciba toda la información de Contagio Radio en su correo o escúchela de lunes a viernes de 8 a 10 de la mañana en Otra Mirada por Contagio Radio.